logo-mobile.png
Horarios de taquilla: De martes a domingo de 10:00 a 14:00h y dos horas antes del espectáculo. Internet 24 horas

The rocky horror picture show. Traspasando la pantalla.

El cine culto y el cine de culto. Dos maneras de enfrentarse a las películas que tienen muchas cosas en comn. No mueven masas. No ganan premios. Los circuitos subterráneos, las subculturas más furtivas y, sobre todo, el tiempo, acaban por extraer todo el meollo de las películas que se inscriben, sin saberlo, en estos parámetros. El boca a boca pone a todo el mundo en su sitio. Y para eso no hace falta publicidad, sino bares y redes sociales.

 Desde que el cine es cine, una audiencia alternativa ha convertido diferentes películas, algunas de ellas cultas, en cine de culto. Eso sí, la mayoría tratan temas polémicos, sexuales o simplemente versan sobre nazis que pelean contra zombies o sobre surferos que se cruzan con alienígenas venidas de un planeta con tres soles o sobre drag queens que bailan por las noches en bares de moteros afeminados. Siguen una corriente contracorriente. Son libres, extravagantes y provocativas. Se saltan los convencionalismos estéticos y narrativos. Son películas de culto. Y todas ellas pueden comprarse y alquilarse. Todas ellas pueden descargarse. Incluso, de vez en cuando, todas ellas pueden  verse en algn canal de televisión despistado.

Frank-N-Furter 2

Pero existe una película de culto "”o mejor dicho, "la película de culto""” que traspasa la pantalla de forma figurada y de forma literal. Existe una película que nunca se podrá disfrutar en todo su esplendor en una televisión, por grande y plana que ésta sea. Existe una película sobre un dulce travesti de la transexual Transilvania. Esa película se llama The Rocky Horror Picture Show.

El argumento es lo de menos, y que el Dios de las Dobles Sesiones de Ciencia Ficción me perdone. Es más o menos esto: Brad Majors y Janet Weiss, después de una boda de unos amigos, quedan aislados y con el coche averiado bajo la lluvia. No les queda otra que refugiarse en el castillo del doctor Frank-N-Furter, el cual está obsesionado con la creación de una hermosa criatura de nombre Rocky Horror: un atractivo y musculoso hombre rubio con el que podrá dar rienda suelta a sus delirios sexuales. A partir de ahí, todo vale. Y más si te acercas a Espai Rambleta a verla. Pues se va a proyectar, interpretar y amenizar como mandan los cánones y los "horroritas".

Brad y Janet

Tradicionalmente, los "horroritas" (incondicionales del film) suelen ser parte de la película. Y más si hay actores, de carne y hueso, durante todo el metraje, que amenizan en directo la misma y representan la obra por delante de la pantalla en un travestido y visceral 3D. El pblico, además, contribuye con diferentes objetos durante ciertos momentos de la proyección. Objetos que te estarán esperando en Espai Rambleta. He aquí las instrucciones en orden narrativo (y de paso contamos algo más de la película):

  •  Reventar un globo cuando los grandes labios digan "But when worlds collide".
  • Tirar arroz cuando salgan los novios de la iglesia.
  •  Cubrirse con un periódico cuando la pareja salga del coche bajo la lluvia.
  • Encender una linterna cuando Brad y Janet canten There's a Light.
  • Hacer un enorme ruido con carracas y matasuegras cuando el doctor Frank explica su descubrimiento.
  •  Mientras Frank presenta a Rocky Horror, chasquea los dedos de tus guantes de goma a la vez que él.  
  • Cuando Rocky y Frank vayan a consumar en su "suite nupcial", lanza el confeti a la vez que los transilvanos.
  • Tira al aire, cual serpentina, el papel higiénico cuando Brad exclame "Great Scott", una vez que el profesor Scott atraviese la pared.
  • Ponte el gorro de fiesta cuando Frank le cante "Feliz cumpleaños" a Rocky.
  • En el momento que suena la canción Planet Schmannet, haz sonar la campanilla cuando Frank diga "Did you hear a bell ring?"
  • Durante la canción I'm going home, lanza las cartas al aire cuando Frank diga "Cards for sorrow, cards for pain".  

Rocky HorrorSi eres de los que, como yo, odian el ruido de las palomitas en el cine o que alguien diga "¡mira, París!" cuando hacen un plano general de la Torre Eiffel, tienes que saber que con The Rocky Horror Picture Show todo está permitido: cantar, gritar, reírse sin vergüenza y, también, convertir la platea en una celebración de Nochevieja freak.

Ven a Espai Rambleta con la mente abierta y dispuesta o dispuesto a quedarte con la boca igual. Y si al acabar el espectáculo estás tan ansiosa o ansioso que lo ltimo que te apetece es irte a casa a escuchar programas deportivos en la radio, no te preocupes, tenemos preparado un fin de fiesta simbólico y espectacular con un karaoke pop con los grandes temas del glam. Desempolva tus grandes y peculiares galas y prepárate para lo que, a partir de ahora, puede ser tu película de culto.

Frank-N-Furter

 German Rubio by   http://www.apositivar.com/